René Avilés Fabila  René Avilés Fabila

Premio Nacional de Periodismo Cultural René Avilés Fabila

DAVID GUTIÉRREZ FUENTES

La semana pasada apenas pude mencionar la entrega del Premio Nacional de Periodismo Cultural René Avilés Fabila. Este hecho difundido escasamente en páginas electrónicas y de manera destacada sólo en un par de diarios (Crónicade Hoy y El Universal) amerita un espacio más generoso, como lo fue René con todo aquel que se acercaba en busca de apoyo para publicar o emprender un proyecto cultural.
Aunque la noche de la premiación vi caras conocidas, lamento que muchos de sus amigos que se apuntaban en primera fila para pedirle algún apoyo o asistir a las fiestas a las que convocaba con júbilo, no estuvieran presentes ese día que era justo para recordarlo. De lo que estoy cierto es de que este reconocimiento dignifica la labor del periodismo en general, pero atiende un área en la que René fue un incansable y desinteresado promotor: el periodismo cultural.

Me voy a permitir citar algunas palabras de su querida esposa, Rosario Casco leídas el día de la premiación que explican la ruta de entrega de este primer premio.

***

René Avilés Fabila obtuvo reconocimiento como escritor y académico, pero también impulsó la carrera de un sinnúmero de escritores y artistas plásticos, además de ser el promotor de importantes proyectos como el Museo del Escritor. Sin embargo, su carrera periodística, a la que también le dedicó cincuenta años, resultó polémica por su posición crítica hacia el gobierno. En materia de periodismo cultural, trabajó de manera incansable. Reconocer esa faceta de su legado mediante la formalización del Premio Nacional de Periodismo Cultural René Avilés Fabila, es un acto de justicia con el que se conmemorará cada año su partida.

En esta primera edición del Premio se recibieron 121 trabajos, de los cuales 55 correspondieron a prensa digital, 31 a prensa, 22 a nota radiofónica y 13 a nota televisiva. De los participantes 70 fueron mujeres y 51 hombres, enhorabuena.

Las instituciones convocantes nombraron a 18 integrantes de un jurado plural compuesto de la siguiente manera: Por la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México participaron Jacaranda Correa, Pavel Granadas, Marcos Daniel Aguilar Ojeda, José Luis Aguilera y Julio Aguilar Romero; por la Universidad Autónoma Metropolitana plantel Xochimílco, Javier Esteinou Madrid; por la PCPyS, Adriana Solórzano y Carmen Avilés Solís quien declinó porque consideró que enfrentaba un conflicto de interés; por la Escuela Carlos Septién, Eugenio Pablo Leyva, Analletzin Díaz Alcalá, Dulce Lomelí Porras y Yolanda Mercado Ángel; por la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco: Martha Elena Cuevas Gómez, Delfín Romero Tapia, Hugo Martín Macías Gutiérrez y Verónica García Martínez y por la Fundación René Avilés Fabila A.C., Fernando Chamizo, Mayté Noriega y Mario Saavedra. Todos realizaron un trabajo impecable y profesional. En las discusiones prevaleció el espíritu del premio que se conjugó con la vertiente crítica que René siempre representó [y, añado yo, alentó].

Con este procedimiento aseguramos imparcialidad y transparencia. Podemos decir, sin temor a equivocarnos, que los resultados son realmente satisfactorios para todos nosotros.

Señoras y Señores:

Como ustedes saben, en junio pasado falleció María Luisa La China Mendaza, quien aportó al periodismo un lenguaje renovador y juguetón. René acostumbraba decir que: "Si el término no existía, La China lo inventaba". ¿Quién no recuerda su famosa columna la "O por lo redondo" o "Trompo a la uña"? La China y René fueron amigos entrañables, tal vez por eso murieron con tan poca diferencia de tiempo, para seguir intercambiando ideas sobre el periodismo literario que tanto amaban. Por el gran afecto que René tuvo por ella, el jurado decidió otorgarle a la escritora guanajuatense un reconocimiento póstumo a su trabajo periodístico, que será recibido por su hermana Teresa Mendoza. Para ella, y para su prima Gloria Elena Mendoza, quien también nos acompaña, pido un gran aplauso.